Estás aquí: Inicio » Guía del Consumidor » Consecuencias de la inflación en el ahorro

Consecuencias de la inflación en el ahorro

inflacion

Ahorrar no es nada fácil, y mucho más si la época no es amena. El punto está en las tendencias inflacionarias, que deterioran nuestro poder adquisitivo. Sumamos la comida, el pan dulce, las bebidas, la carne, entre otras cosas, y nuestro salario desaparece.

Debemos destacar que en México se prevé una “inflación” cercana al 3%, parece ser que no tiene que ser difícil ahorrar aunque exista esta tasa de inflación.

¿Cómo ahorrar en épocas de inflación?

Existen varios productos financieros que pueden ayudarnos:

  • Pagaré o Depósitos: estos productos, con una tasa fija normalmente, lo que hacen es conservar el valor de nuestra moneda y poder adquisitivo, no pretendamos ganar dinero con este servicio bancario, porque estaremos cometiendo un grave error.
  • Títulos: documentos y títulos públicos con un rendimiento varía según el momento de emisión.
  • Fideicomisos: esta herramienta es una de las más recomendadas porque financian a empresas privadas al negociar créditos y adelantar dinero. Su rendimiento es mayor, aunque su riesgo lo acompaña, aunque casi siempre están por encima, y bastante, de la inflación.
  • Dólares: con esta moneda si bien no se le gana a la inflación, sino que solo se conserva un valor, que puede verse afectado por el tipo de cambio.

¿Cuáles son las consecuencias de la inflación sobre el ahorro?

Claramente, se produce la caída del poder adquisitivo del ahorro, por la depreciación del valor de la moneda. En este sentido, la rentabilidad de nuestros ahorros se verá mermada. Por ejemplo, si contratamos un pagaré al 5% anual, y tenemos una inflación del 3%, la realidad de nuestro rendimiento será del 2% anual.

Lo que hay que destacar es que muchos tienen claro que un inmueble es un depósito de ahorro que siempre va a ser garantido. A lo que voy es que, normalmente las viviendas mantienen su precio, y si vemos la evolución a lo largo del tiempo, se encarecen. El problema surge en que uno nunca sabe si el precio que está pagando es el real o el sobrevalorado, como ocurría en 2008.

Para quienes no quieran perder como hemos dicho, existe una salida en ahorro a través de la inversión agresiva por medio de la compra de acciones. Donde se buscará obtener alta rentabilidad, pero si usted sólo quiere ahorrar y está dispuesto a inmovilizar su dinero unos años, es la mejor opción.

Finalizando esta edición, quería dar un par de consejos para comprar en épocas de inflación y además ahorrar:

  • Comprar con beneficios: utilizar siempre las tarjetas que tengan descuentos, nunca compre por el precio de lista. Existen miles de sitios con descuentos y que no implican adquirir nada previamente.
  • Compras colectivas: en ciertas ocasiones hay compras que pueden realizarse de a muchos y en cantidades. El material educativo, alimentos y bebidas, se pueden realizar en mayoristas o mercados centrales; compartiendo con algún vecino, por ejemplo.

Ahorro Guía

¿Alguna Consulta? Con gusto te ayudaremos...

Deja un comentario

Loading Facebook Comments ...
Scroll To Top